Menú Mobile

Young secretary looking at camera with toothy smile by her workplace while networking

Cómo lograr el bienestar en el trabajo

A veces pensamos que “nuestra vida” es lo que ocurre fuera de las horas de trabajo, cuando estamos en casa, con nuestros amigos o de vacaciones. Mucha gente considera el trabajo como un mal necesario, el precio para poder sobrevivir y disfrutar de la vida en las horas libres. Sin embargo, las investigaciones recientes en psicología indican que el trabajo juega un papel fundamental para nuestro bienestar.

La empresa Gallup realizó un estudio mundial en 150 países, con una muestra representativa del 98% de la población del planeta. Esta investigación encontró que el bienestar tiene 5 aspectos o facetas distintas: el bienestar en el trabajo, el bienestar social, el bienestar físico, el financiero y el comunitario. De estos 5 factores, resulta que el más determinante del bienestar de las personas es el bienestar en el trabajo.

Una de las preguntas más importantes para saber sobre el bienestar de alguien es: “¿Le gusta lo que hace cada día?”. La gente que puede decir claramente que sí, que experimenta altos niveles de satisfacción laboral, tiene el doble de probabilidades de realmente sentirse feliz y avanzar que quienes no están bien en su trabajo.

Para estar bien en lo laboral es indispensable involucrarnos activamente con lo que hacemos: ponerle atención, concentración, interés y energía al trabajo.  Un estudio realizado también por Gallup, comparó a un grupo de empleados que estaban muy involucrados en el trabajo con otros que no lo estaban. Aquellos que involucraban activamente en lo que hacían estaban más contentos  e interesados , mientras que los no-involucrados experimentaban niveles de estrés mayores y sólo estaban de buen humor cuando se acercaba la hora de la salida, como si simplemente estuvieran esperando a que terminara el día.

El bienestar en el trabajo también puede protegernos contra la ansiedad y la depresión. Estar poco involucrado en el trabajo duplica el riesgo de desarrollar una depresión en un año. Pero si un trabajador poco involucrado logra implicarse más activamente en lo que hace, su salud física tiende a mejorar.

La gente que más disfruta su trabajo dice que se divierte haciéndolo. Una de las claves para lograr esto es tener la oportunidad de usar sus fortalezas en el trabajo cada día. Las personas que pueden enfocarse en lo que hacen mejor tienen seis veces más probabilidades de estar involucradas en el trabajo y el triple de posibilidades de tener una calidad de vida excelente que quienes no pueden usar sus fortalezas de manera cotidiana.

Finalmente, ¿qué podemos hacer para mejorar nuestro bienestar laboral? Rath y Harter, investigadores  de la empresa Gallup expertos en el tema, recomiendan:

  1. Usar nuestras fortalezas en el trabajo cada día
  2. Identificar a alguien que comparta nuestros propósitos y nos anime a crecer. Pasar tiempo con esa persona.
  3. Convivir  con los equipos y personas cuya compañía disfrutemos en el trabajo.

Fuente: Positivamente

Profesional Destacado:

Andrealasagna

ANDREA LASAGNA

Compartir en:

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Bitnami