Menú Mobile

smiley-2979107_640

¿Cómo es el trastorno bipolar?

Todos tenemos cambios de ánimo; la felicidad y la tristeza forman parte de la vida diaria.Sin embargo, en el trastorno bipolar los cambios de ánimo son generalmente drásticos, sin relación a los eventos de la vida, o desproporcionados. Se trata de una enfermendad.

Estos cambios de ánimo afectan el funcionamiento general de la persona: sus pensamientos, sentimientos, salud física y comportamiento.

Se ha comprobado que aproximadamente 1 a 2 de cada 100 personas padece esta enfermedad. También se conoce como Enfermedad Maníaco-depresiva.

Generalmente comienza en la adolescencia o en  la adultez temprana, rara vez se inicia  durante la niñez o tan tarde como a los 40 ó 50 años.

Es una enfermedad con tendencia a la recurrencia; la mayoría de los pacientes que presentan un primer episodio tienen recaídas.

Hay tratamientos muy efectivos que permiten al paciente mantenerse libre de síntomas y llevar una vida  satisfactoria y productiva.}

El trastorno bipolar en Chile tiene una alta prevalencia en la salud mental por ello, se convertirá en una de las prestaciones que se incorporarán al AUGE a partir del 2013.

 ¿Cúales son los síntomas del trastorno bipolar?

  • El diagnóstico debe ser realizado por un profesional experto, considerando el espectro total de síntomas y signos.
  • El Trastorno Bipolar es una enfermedad que evoluciona en episodios, es decir, van alternando períodos sin ningún síntoma y períodos con diferentes tipos de síntomas.
  • Los síntomas definen cuatro tipos diferentes de posibles episodios, los que se describen a continuación (Adaptado del “Manual Diagnóstico y Estadístico de los Trastornos Mentales” DSM IV

A)   Episodio maníaco

En el período maníaco, la persona se siente con más energía que nunca, creativa, sociable y capaz de todo. Esa sensación es agradable y aumenta hasta que la persona queda fuera de control.

Hay un estado de ánimo exageradamente elevado, sea éste efusivo o irritable. Dura al menos una semana así.

  • Autoestima exagerada o grandiosidad.
  • Disminuye la necesidad de dormir: por ejemplo le basta con sólo 3 horas de sueño.
  • Habla más de lo habitual.
  • Tiene muchas ideas al mismo tiempo o siente que es más rápido para pensar
  • Se distrae fácilmente.
  • Se vuelve muy activo (ya sea socialmente, en el trabajo o los estudios, o sexualmente). Puede llegar a la agitación.
  • Realiza demasiadas actividades placenteras que pueden tener consecuencias graves (por ejemplo compras irrefrenables, promiscuidad sexual, inversiones económicas alocadas, etc).

Estas alteraciones son suficientemente graves como para deteriorar la vida laboral, social, emocional, o para necesitar hospitalización.

B)   Episodio hipomaníaco
Es una forma moderada de manía; los síntomas son básicamente los mismos, pero menos severos.

Estos episodios son muy difíciles de diagnosticar, ya que la persona no se siente enferma, ni refiere síntomas o molestias.

Al no sentirse enfermos, los pacientes suelen dejan sus medicamentos, poniéndose en riesgo de presentar un episodio francamente maníaco o virar a un episodio depresivo.

La exaltación del ánimo y el aumento en la actividad general, son observables por los demás (familia, amigos, compañeros de trabajo), quienes se preocupan.

C)   Episodio depresivo

Ánimo deprimido (en los niños y adolescentes puede manifestarse como irritabilidad).

Disminuye el interés o la capacidad para sentir placer en todas o casi todas las actividades.

¿Cuál es el origen del trastorno bipolar?

La investigación médica indica que ciertas personas son vulnerables a presentar un Trastorno Bipolar ya que tienen una predisposición genética o hereditaria frente a la enfermedad.

Cuando una persona con esta predisposición genética o vulnerabilidad enfrenta tensión emocional o física se gatilla la enfermedad y se produce una descompensación (episodios depresivos, maníacos o mixtos).

Si la enfermedad avanza sin un tratamiento adecuado y los episodios se repiten varias veces, ya no será necesario ningún desencadenante para que las crisis aparezcan.

Esta enfermedad tiene un sustrato biológico que la causa: el paciente no tiene la culpa, ni puede controlar sólo a voluntad la enfermedad

¿Cuál es la evolución del trastorno bipolar?

Esta enfermedad tiende a repetirse: la persona presenta varios episodios durante su vida.

  • Frecuentemente los episodios maníacos (o hipomaníacos) se alternan con episodios depresivos en un patrón especial para cada persona.
  • En promedio, las personas con trastorno bipolar tienen cuatro episodios de alteraciones del ánimo durante los primeros 10 años de la enfermedad.
  • Es más probable que los hombres comiencen con un episodio maníaco, y las mujeres con un episodio depresivo.
  • Los episodios pueden durar días, meses, o a veces hasta años. Los episodios maníacos son más cortos, mientras que los depresivos suelen duran más de 6 meses.
  • La mayoría de los pacientes vuelve a la normalidad total entre los episodios, sólo un bajo porcentaje sigue presentando sintomatología menor.

Esta evolución puede modificarse favorablemente con un tratamiento médico adecuado.

¿Por qué es importante diagnosticar y tratar el trastorno bipolar oportunamente?

Es común que los pacientes con Trastorno Bipolar visiten 3 a 4 doctores sin éxito, y pasen varios años sin un diagnóstico y tratamiento correcto. Esto se debe a que es una enfermedad de difícil diagnóstico y a que los pacientes no visitan al especialista indicado.

Los riesgos de mantenerse sin tratamiento son:

–        Problemas familiares: Los cambios de ánimo bruscos e intensos, producen inestabilidad y conflicto, afectando las relaciones con los más cercanos.

–        Problemas escolares y laborales: la fluctuación anímica afecta las relaciones con otros y productividad, dificultando la continuidad laboral.

–        Conducta Agresiva: durante los episodios maníacos graves el paciente puede llegar a presentar comportamientos violentos.

–        El abuso de alcohol y sustancias es frecuente en más del 50% de personas con trastorno bipolar.

–        Peor pronóstico de la enfermedad y probable resistencia al tratamiento: Mientras más episodios presenta el paciente, se va produciendo un deterioro: éste es cognitivo, de personalidad, llegando incluso a modificarse la morfología cerebral al largo plazo. La frecuencia de los episodios también aumenta.

Estas consecuencias pueden evitarse con un tratamiento adecuado y oportuno.

¿Cómo es el tratamiento del trastorno bipolar?

El tratamiento debe ser a largo plazo dadas las características de esta enfermedad.

–      Durante los episodios maníacos o depresivos el objetivo es erradicar los síntomas.

–     Cuando la persona no presenta crisis, el tratamiento se debe mantener para evitar futuros episodios.

El tratamiento del Trastorno Bipolar debe integrar el tratamiento farmacológico, psicoterapia y educación para el paciente y sus cercanos (psicoeducación).

Tratamiento farmacológico

  • Estabilizadores del ánimo

–        Son básicos para mejorar los síntomas durante los episodios agudos, sean estos maníacos, hipomaníacos, mixtos o depresivos.

–        Son el principal tratamiento preventivo a largo plazo, para evitar la reaparición de todos los tipos de episodios. Cuando se suspenden surgen las recaídas.

–        Los estabilizadores del ánimo  más utilizados son el Litio, el Ácido Valproico,la Carbamazepinay Lamotrigina

  • Antidepresivos: ocasionalmente es necesario agregar un antidepresivo en los episodios depresivos.
  • Medicamentos adicionales: existen medicamentos que pueden ser utilizados como complemento, para manejar situaciones asociadas como insomnio o agitación. También ayudan a la eficacia del estabilizador del ánimo.

 Psicoterapia

La terapia psicológica tiene múltiples objetivos:

  • Conocer y comprenderla enfermedad. Aceptarque se tiene una condición médica que requiere de cuidados especiales.
  • Desarrollar estrategias para manejar los síntomas (disminuir estados de angustias y ansiedad, manejo del estrés, resolución de conflictos para evitar actuar impulsivamente, etc.
  • Después de una crisis, la terapia es de gran ayuda para la re-inserción social y laboral.
  • Evitar recaídas: identificar factores de protección y riesgo, así cómo reconocer los síntomas precoces de una recaída, permiten un mejor manejo del Trastorno Bipolar.

Recomendaciones CETEP

Conozca algunas medidas simples que le ayudarán a optimizar el resultado de su tratamiento


  • Conozca su enfermedad: De esta forma podrá colaborar mejor con el éxito del tratamiento.
  • Aprenda a detectar precozmente  las descompensaciones de su enfermedad: Si usted avisa los cambios de ánimo oportunamente, se podrá ajustar el tratamiento evitando así una recaída.
  • Mantenga su tratamiento: probablemente usted estará tentado de dejar sus fármacos (porque se siente bien, son muy caros, o le producen efectos secundarios).Si usted interrumpe su tratamiento, probablemente tendrá una recaída, afectando negativamente el curso que toma su enfermedad.
  • Precauciones: Sólo si el se embaraza o si tiene otro problema de salud que se ve interferido por los fármacos, se puede considerar suspender el tratamiento. Háblelo con su médico oportunamente.
  • Mantenga un patrón de sueño estable: acuéstese y levántese alrededor de la misma hora cada día. Existe evidencia que muestra que los cambios del ritmo sueño- vigilia pueden precipitar o exacerbar un episodio maníaco.

Para más información vea nuestra “Guía de Higiene del Sueño”.

  • Mantenga una rutina estable: recuerde que los pacientes bipolares son más vulnerables al estrés. Intente reducir la tensión en el trabajo, mantener un horario que incluya horas para descansar y hacer ejercicio físico regularmente, y procure acostarse a una hora razonable.
  • Aprenda a manejar el estrés con su terapeuta: Ya que son un factor que desencadena una descompensación, usted necesita identificar cuál es su nivel de tolerancia, cómo evitar el estrés y cómo manejarlo, cuando no puede ser evitado.
  • No utilice alcohol o drogas ilícitas: estos químicos suelen desencadenar un episodio. Además comprometen gravemente su salud al interactuar con su tratamiento farmacológico.

También es recomendable que disminuya el uso de cafeína y otros estimulantes suaves (té, cigarrillo, etc).

  • Consulte a su médico si debe consumir fármacos por otras patologías, ya que pueden existir interacciones con su tratamiento.
  • Procure que su familia esté informada: Es necesario que los más cercanos a usted  comprendan sus síntomas y conductas. Siendo los pacientes sensibles al estrés, es importante que exista un ambiente grato en casa. La terapia familiar puede ser necesaria para aceptar la enfermedad y aprender de su manejo.

¿Cómo pueden colaborar con el tratamiento familiares y amigos?

  • Infórmese acerca de la enfermedad, conocer y comprender  disminuirá su angustia y le permitirá darle a su familiar la ayuda adecuada en forma efectiva.
  • Aprenda a reconocer  los signos iniciales de una descompensación, evitando así una recaída total y todo lo que ésta conllevaría (ausentismo laboral, sufrimiento del paciente y seres queridos, etc.)
  • Motive al paciente a mantener el tratamiento, tanto los controles médicos como el tratamiento farmacológico y eventualmente psicológico.
  • Tome seriamente cualquier amenaza de suicidio: Si su familiar manifiesta que no quiere seguir vivo, habla de cómo podría llegar a quitarse la vida o está “dejando todo listo para cuando no esté”, llévelo al servicio de urgencia y dé aviso a su médico.
  • Detecte otras conductas de riesgo: especialmente si el paciente sufre de episodios maníacos, procure detectar precozmente las posibles conductas violentas y peligrosas (despilfarro de dinero, actos temerarios, promiscuidad sexual).
  • Sea empático: Intente ser tan cariñoso y paciente como sea posible, ya que ésta es la mejor manera de ayudar a su ser querido. Es natural sentir rabia e impotencia frente a un familiar enfermo. Sin embargo, se trata de una enfermedad médica. Si sus emociones negativas son muy intensas pida ayuda, por su bien y el de su familiar.

 Autores: Dra. Claudia Barrera Renault, Dr. Jorge Ochoa Muñoz.

En nuestro Centro de Atención Clínica encontrará a los mejores profesionales. Puede reservar o realizar consultas en los teléfonos 22784 0838 / 22784 0839 o al mail contacto@cetep.cl

Profesional Destacado:

MARÍA VICTORIA BRIANO

MARÍA VICTORIA BRIANO

Compartir en:

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Bitnami